Es astuto

¡Una puerta corrediza para montar uno mismo muy fácilmente!

Hay es esencial optimizar al máximo cada metro cuadrado de su hogar. Las puertas corredizas permiten separar las partes ganando espacio.

SE DESLIZAN A LO LARGO DE LAS PAREDES

Al deslizarse a lo largo de las paredes, las puertas corredizas DOOR IN BOX “se borran” cuando las abre. La circulación entre las estancias resulta más fluida. Tendrá aún más espacio para pasar y aún más espacio para sus muebles.

De esta forma, podrá aprovecharse de cada recoveco de su interior

Máxima modularidad 

Las puertas corredizas DOOR IN BOX son la solución ideal para crear nuevos volúmenes en su casa.

Haciendo desaparecer las puertas batientes en favor de nuestras divisiones corredizas, transforma su piso según sus deseos y aprovecha al máximo de los espacios abiertos.

Podrá volverlos a cerrar durante el día, en función de sus necesidades, con un simple gesto. Así, podrá recuperar su intimidad.

Nuestras puertas corredizas son también listas, prácticas y discretas para disimular almacenamientos, una esquina cuarto de baño o una esquina almacén.

Efecto decorado inédito

Las puertas corredizas DOOR IN BOX casan estética y originalidad. Su forma de apertura es elegante y discreta. Su acabado perfecto, con un tacto ultra realista, las transforma en verdadero elemento de decorado. Podrá elegir entre varios decorados combinados con el resto de su casa, tendencia hormigón o madera. Se adaptan a todas las estancias de la casa.

¡Sólidas y ligeras!

Nuestras puertas corredizas se venden en forma de kit,
fácil de transportar y a montar uno mismo.

 

Uno se marcha con su puerta bajo el brazo,
en un único cartón de no más que 56 cm de ancho (carril incluido).

 

Nuestras puertas son ultra-sencillas de colocar, y no requieren ninguna obra de albañilería.

 

Nos citamos con la calidad de Grosfillex, ya que nuestra puerta y su sistema de rail corredizo ¡tienen una garantía de 5 años!

       

           

Los productos Grosfillex presentados en este artículo